2 Mayo, 2010

CONDUZCO BIEN Primera iniciativa privada enfocada a reducir la siniestralidad en el transporte profesional.

Nota de prensa
¿Conduzco bien?, la primera iniciativa empresarial española que tiene como objetivo la reducción de la siniestralidad en el transporte profesional, ha iniciado su andadura. El acto de presentación tuvo lugar el pasado viernes en el Instituto de Empresa de Madrid (IE) y fue presentado por Gary Stewart, Director del Venture Lab del IE. Éste ha introducido a José Luis Hojas, Director General, el cual señaló que “nuestro propósito con el lanzamiento de este nuevo servicio es la reducción de los accidentes entre los profesionales del sector y aportar mayores beneficios a nuestra sociedad a través de una mayor formación, calidad, seguridad e innovación en las empresas de transporte profesional”.

Con su puesta en marcha se inicia en España un servicio que promueve la buena práctica de la conducción profesional. A través de un sistema de mejora continua que se complemente con formación específica para los conductores profesionales, ¿Conduzco bien? quiere aumentar los parámetros de seguridad vial y estimular a los profesionales a practicar una conducción segura.

Y es que, mientras la evolución de víctimas mortales en turismos se ha reducido en más de un 61% entre 2003 y 2009, según datos de la DGT, en el segmento de vehículos industriales no ha existido ninguna variación en el mismo período, siendo los camiones el único tipo de vehículo sin reducción de su siniestralidad.
¿Conduzco bien? ofrece a las compañías que operan con vehículos industriales, tanto para el transporte de mercancías como de viajeros, inscribirse en un programa a través del cual todos los vehículos portan un adhesivo en la parte posterior del mismo. Este distintivo invita a los usuarios de la vía pública a comunicar cualquier incidencia o acto reseñable realizado por los vehículos que lo portan, bien sea a través del teléfono 902 444 555 o de la web www.conduzcobien.com

El proceso que se sigue cuando se produce una incidencia comienza con la comunicación de la misma a través del 902 o la página web. A continuación se realiza la gestión de los datos de la notificación y se crea un expediente por incidencia, que da lugar a una notificación a la empresa propietaria del vehículo, así como la investigación del hecho comunicado. Finalmente, se da una respuesta y agradecimiento al interlocutor-informador.

“La premisa básica que permite que el modelo funcione es que el hecho de portar el adhesivo influye de forma disuasoria y positiva sobre las prácticas de los conductores de empresas adscritas al programa”, explicó Hojas.

La experiencia en otros países como Estados Unidos, Reino Unido o Canadá durante los 15 últimos años permite cuantificar la reducción del número de accidentes a raíz de la aplicación de este tipo de servicio en un 17,2% de media y por tanto de los costes, hasta el punto que incluso obtienen descuentos en sus pólizas de seguro al contratar este servicio.

Como manifestó José Luis Hojas durante la presentación, esta iniciativa tiene además una serie de ventajas para la sociedad y para los clientes. “Para la sociedad porque mejora la seguridad vial y la reducción sustancial de la siniestralidad de los vehículos industriales”. “Para los clientes -señaló- porque se logra una reducción de los costes, un incremento de la productividad como consecuencia de una mayor actividad de la flora, una mejora de la imagen corporativa ante sus clientes y la sociedad en general (menos accidentes supone un mejor servicio), y una diferenciación frente a la competencia”.

Paralelamente, ¿Conduzco bien? desarrollará diferentes estrategias de formación como conferencias, cursos y seminarios en los que se pretende generar hábitos de comportamiento correctos en los conductores, enseñar cómo sacar partido a los sistemas de seguridad de un vehículo industrial moderno así como recrear casos habituales de la conducción donde se producen situaciones comprometidas, pero en un entorno seguro en el que aprender sin peligro.

¿Conduzco bien? que nació en 2008 como proyecto ex MBA en el Instituto de Empresa Business School, donde fue ganador del Premio al Mejor Proyecto de Creación de Empresas del IE y Caja Madrid, se transforma en el día de hoy en realidad con el apoyo de instituciones y empresas con el objeto de reducir la siniestralidad y las muertes en carretera, así como mejorar la imagen del sector.